No escribir


Leo tantas razones para escribir, o excusas para no hacerlo, que me pregunto si nadie se lamenta por las historias que nunca fueron.

¿Tanto importamos que nos creemos dueños de aquello que creamos? Porque, de ser así, somos igual de culpables por lo que no hicimos.

Y son ellas, las historias, quienes les dan sentido a todo esto. Nosotros sólo las atrapamos en un papel. O no lo hacemos.

Tal vez habría que pedirles opinión.

6 Comentarios

  1. Pues si… Sería interesante poder preguntarle a esas ideas incipientes que siempre nos andan rondando por la cabeza qué opinan de ser convertidas en historias. Quizá prefieran quedarse ahí… entre bambalinas… al abrigo de las críticas… y también de los elogios.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s