Lecciones privadas de astrofísica.

-¡Pues yo sigo sin entenderlo! -gritó Ann desde la ducha.

-Espera un momento. Termino con esto y voy.

Nirham terminó de introducir las coordenadas y empezó a programar mecánicamente las instrucciones para el salto por el hiperespacio, mientras se iba quitando a toda prisa las piezas del traje de maniobra. Sus manos experimentadas volaban sobre el teclado a la vez que se deshacía de botones, cierres y cremalleras. Al cabo de un par de minutos echó un rápido vistazo de comprobación a la cabina antes de irse; todo parecía en orden, si no tenemos en cuenta unos pantalones tirados por el suelo, la chaqueta de termonylon arrugada sobre el sillón giratorio, su camiseta favorita de los Nets colgando de la palanca de las pantallas deflectoras y los calcetines que habían ido a caer sobre un panel auxiliar, justo encima de una cuenta atrás que no pudo llegar a ver.

-Pero ¿qué haces?

-¡Hay que aprovechar el agua, guapa! -contestó mientras la desplazaba a un lado y se colocaba bajo el chorro de agua caliente.

-¿De veras? -contestó preocupada- ¡Déjame sitio!

-No, Ann, ¡era broma! Aquí todo se recicla. ¡Si supieras las veces que ha pasado este agua por nuestros cuerpos!

-Eso no es muy romántico. -dijo poniendo cada de asco.

-¿Y esto? ¿Es romántico esto?

-Para, Nirham. ¡No soporto que me hagan cosquillas! Para. ¡Para de una vez! -le dijo, agarrándole con fuerza por las dos muñecas.- Y no insistas. No vas a conseguir nada hasta que me lo expliques, ¿entiendes? ¡Nada!

-¿Nada?

-¡Nada! -afirmó mientras le apartaba a un lado y se colocaba de espaldas a él bajo el rociador.

-¡Esta bien! Vamos a ver. Como sabes, nosotros percibimos un mundo de cuatro dimensiones. Las tres primeras dimensiones definen la forma de las cosas y también de las personas. A veces, por alguna extraña razón que la física todavía desconoce -empezó a mirarla fijamente-, esas formas físicas adquieren tal grado de perfección escultural que…

-Esta perfección escultural va a soltarte un bofetón como no dejes las manos quietas y sigas explicando…

-Está bien, está bien. La cuarta dimensión es el tiempo, y gracias a él percibimos el movimiento de esas formas. El tiempo es una variable que permite que las formas cambien, que se transformen, que se aproximen poco a poco, que se toquen con delicadeza y que de pronto empiecen a agitarse con frenesí…

-Ya. Con frenesí. ¿Y eso es lo único que hace el tiempo?

-No, querida, hace muchas más cosas, pero ahora mismo no se me ocurre nada más interesante que hacer con el tiempo que…

-¿Que perderlo intentando sobarme en vez de seguir explicándome como funciona esta nave?

-Vaya, no te lo tomes así, que yo solo quería ponerte un buen ejemplo.

-¿Cómo que un buen ejemplo? No estarás tratando de mentirle a una chica que va armada con un bote de champú de frutas del bosque, ¿verdad?

-No, para nada. -replicó levantando las manos con las palmas extendidas-. Digamos que ya tenemos controlado lo del tiempo, y entonces ya tenemos las cuatro dimensiones del mundo físico, ¿vale?

-Si, pero hasta ahora no me has dicho nada que no hubiera aprendido en el instituto.

-Ya, ya, pero ahora viene lo bueno. Hay más dimensiones, en concreto existe una quinta dimensión y gracias a ella podemos viajar por el espacio. Dentro de las cuatro dimensiones que conocemos es imposible viajar a velocidades superiores a la de la luz, supongo que eso también lo sabes del instituto.

-Pues mira, puede que aquel día faltara a clase. Supongo que te refieres a todo eso de Einstein y la teoría de la relatividad.

-Eso mismo.

-Ya. Pues entonces, no lo entiendo.

-A ver como te lo explico… ¡Pásame la esponja!

-¿La esponja? Aquí tienes.

-No, no, ¡te he dicho que me pases la esponja! Que me la pases justo por aquí, por la espalda, por favor.

-Esta bien -empezó a frotarle con suavidad-, pero no entiendo que tiene que ver esto con la teoría esa…

-¿Esto? Pues… esto… es relativo a que… al gustazo que… estoy experimentando… que yo ahí nunca llego bien y… ¡Ahhh! ¡Joder! ¡Joder! ¡Joder! -prorrumpió en gritos- ¿Esto qué es? ¿Se puede saber qué haces?

-Pues nada, hijo, que yo también estoy experimentando un poco con la relatividad… en la temperatura del agua.

-Está bien, chica, ¡está bien! Ya veo que la teoría de la relatividad la tienes dominada.

-Y tanto.

-Pues vayamos entonces con la quinta dimensión. Como nosotros vivimos en un mundo de cuatro dimensiones, no podemos ver nada más que esas cuatro dimensiones, así que las otras dimensiones son solo un concepto matemático.

-Mal vamos -dijo, acercando de nuevo la mano al grifo.

-No, no, ¡verás! Esto tienes que entenderlo. Imagina que estuviéramos en un mundo de dos dimensiones, es decir, que todos viviéramos en un mundo que es plano, como un papel. Entonces no podríamos saber qué es la tercera dimensión.

-¿Cómo que no? ¡Si, lo has dicho antes! ¡Es la de la perfección escultural!

-No, no, ¡no! ¡Olvídate de eso! ¡Tienes que imaginar! A ver, piensa por un momento que yo soy plano.

-Plano, lo que se dice plano… -dijo mientras señalaba con un dedo hacia abajo.

-¡Ahí va! Espera… -se colocó de espaldas a ella-. Ahora si, piensa que soy plano.

-Ahora es más fácil, sí.

-Entonces imagínate que todos viviéramos en un plano. Y entonces llega alguien de fuera que coge ese plano, lo pone de canto, y en realidad solo ve una linea. Como ese ser de tres dimensiones vería de nosotros una sola dimensión, aunque nosotros tendríamos dos dimen…

-Me parece a mi que te estás liando. – repuso Ann mientras se enjabonaba.

-Esto… si, la verdad, me estoy liando. Es que no es fácil esto.

-Prueba con otro ejemplo.

-No sé, no me concentro.

-¡Y eso que estás de espaldas…! -dijo Ann con bastante sorna, rompiendo a reir.

-Pues claro, porque tu antes has hecho que… ¡Eso es!

-¿Lo tienes?

-Lo tengo. Tú mírame, ¿vale? Así como estoy ahora yo soy un ser de tres dimensiones, y como me muevo, ahí tienes las cuatro dimensiones. Ese es el espacio físico, ¿vale?

-Vale, hasta aquí bien.

-Bien, pues ahora yo me doy la vuelta y…. ¡Aquí tienes la quinta dimensión!

Y en preciso instante la cuenta atrás que estaba tapada detrás del calcetín llegó a cero. La nave saltó de manera inmediata al hiperespacio, reapareciendo poco después en el espacio ordinario en un punto al otro extremo de la galaxia; el salto hiperespacial hizo en realidad que todos los átomos de la nave se desintegraran, viajaran por la quinta dimensión y se recompusieran de nuevo, exactamente igual, pero a miles de años luz de distancia.

El salto era la técnica que había permitido al hombre viajar hasta los confines del universo y que, gracias al avance de la tecnología, ya no comportaba rgandes riesgos y tan solo causaba algunas extrañas sacudidas y vaivenes en la nave, un fenómeno al que estaban habituados los viajeros más experimentados y que se conocía como la discontinuidad del salto.

Algunos minutos más tarde Ann se incorporó levemente del suelo, miró a Nirham con los ojos entrecerrados, se desperezó y le dijo en un susurro a su acompañante.

-Recuérdame que mañana te pregunte qué son los agujeros negros.

 

 

 

 

Anuncios

8 Comments

  1. ¡Qué bueno! hombre, no me importaría que me dieran una clase de astrofísica como ésta. Me entraría mucho mejor (la lección) que con sangre, como en mis tiempos jóvenes cuando decían que las letras con sangre entran, jeje.
    Un abrazo.

    Le gusta a 2 personas

      1. Limpio es… Y es que una ducha en compañía es lo más de lo más, jeje. Además de lecciones de física, se pueden dar de química, de matemáticas, de geología…
        Buenas noches, Israel, hora de cobijarse en el edredón. Un abrazo.

        Le gusta a 1 persona

    1. Muchas gracias, me alegro que te haya divertido! La teoría de cuerdas está ya a otro nivel, más camino de la teoría de las esposas o del principio de indeterminación con lencería de cuero y remaches…😂😂😂.
      Un abrazo!

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s